jueves, 1 de octubre de 2015

Santa Mónica y Playa de Venice – Los Ángeles (1ª parte)



   La Bahía de Santa Mónica, localizada en la Costa Sur de California, se extiende desde Point Dume en Malibú hasta la Península de Palos Verdes.

    Santa Mónica, ciudad del Condado de Los Ángeles, se caracteriza por su agradable clima y por sus largas y anchas playas de suave arena. Aunque el agua en el Pacifico está bastante fría, casi todos los días del año hace sol por lo que es un lugar de los más famosos de California para pasar unas vacaciones.

   Tiene un cuidado paseo marítimo con un sendero para bicicletas que transcurre pegado a la playa. Los carriles para bicicletas se extienden a lo largo de muchos kilómetros.  Como es normal en esta zona  también hay instaladas redes para jugar al volley. Este paraje se dio aún más a conocer a través de la serie de televisión "Los vigilantes de la playa".





   En Santa Monica Pier, el famoso muelle entarimado, encontramos la señal de tráfico "Santa Monica 66 End Of The Trail" aquí acaba la Ruta 66, una de las carreteras más famosas del mundo. Con casi 4.000 kilómetros atraviesa ocho estados comenzando en Chicago y terminando en Los Ángeles, fue la primera carretera asfaltada de Estados Unidos.

   Sobre las maderas del embarcadero está el parque de atracciones Pacific Park, siendo una asegurada diversión junto al agua. Entre las instalaciones se levanta una noria que funciona con energía solar y un clásico tiovivo conocido por haberse visto en la genial película "El Golpe".

   El centro urbano es peatonal y en él hay multitud de tiendas, restaurantes, comercios de moda, accesorios, regalos y decoración, todo ello rodeado de un ambiente cosmopolita y animado.




Santa Mónica me pareció un lugar muy agradable en una ubicación privilegiada.




Si continuamos paseando llegamos a Venice, una zona con una atmósfera totalmente distinta.




   Se creó en 1905 como un parque de atracciones con gondoleros y canales, hoy en día sólo queda Venice Canal Walk, un tranquilo lugar donde se ha recuperado alguno de los canales perdidos.

   Con un paseo paralelo a la playa, Venice es conocida como Muscle Beach, con canchas de baloncesto, aparatos de gimnasio, pistas para ciclistas y zonas de patinaje.





   El color y las pinturas de las paredes de los edificios reflejan el estilo new age.  Los músicos callejeros se mezclan con hippies, artistas locales y patinadores. Las tiendas vintage, los puestos de accesorios hechos a mano, los establecimientos de surf y los centros de tatuajes crean un ambiente relajado, proporcionando un entretenimiento callejero permanente. Una cultura alternativa donde lo extravagante es algo sencillamente normal.




                                                                                                                                                     Inma

5 comentarios :

  1. Me encantó Santa Mónica! El Pier es una visita imprescindible en LA.
    En Venice solo nos detuvimos por la zona de los canales, la playa no la visitamos... Pero también nos llevamos la impresión de que como dices, el ambiente era muy diferente.

    ResponderEliminar
  2. Vaya pedazo de playa!! Si casi he creido ver a David Hasselhoff corriendo por la arena. Jajajaja. Está claro que los americanos lo hacen todo a lo grande. El muelle de Venice me ha parecido un lugar donde dejarse ver y ser visto. Se aprecia cierto oleaje. ¿Qué tal es esta playa para bañarse o es más de postureo? Una opción diferente dentro de la serie de artículos de California, Inma.

    ResponderEliminar
  3. Tiene que haber mucho ambiente alrededor de estas playas enormes que se pierden en el horizonte, incluso cuenta con su parque de atracciones en la misma orilla.También he visto que hay muchas tiendas, imagino que venderán de todo, esto no resta valor a su encanto, por el contrario, tiene que ser agradable recorrer su paseo marítimo y el famoso muelle.
    En definitiva, un lugar curioso para disfrutarlo.

    ResponderEliminar
  4. Pedazo de playas, eso si diferentes entre si. Buen contraste el que nos muestras. Terminar la Ruta 66 en esta playa tiene que ser un gustazo importante. No estaría mal pasar unos días dandose unos chapuzones por esas latitudes, comer algo e ir de tiendas, así en plan relax. Me ha gustado tu artículo Inma. Tengo cada vez más ganas de cruzar el charco y ver por mi mismo la forma de vivir de los americanos.

    ResponderEliminar
  5. Me encanta Santa Monica, de ver tantas películas con magníficos escenarios y ahora leyendo tu artículo parece como si hubiera estado allí.
    Sin ninguna duda un viaje que me gustaría hacer.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger... ""