lunes, 1 de diciembre de 2014

El Gigante de Antwerpen, Amberes

Hubo un tiempo que existió un gigante llamado Antigoon que controlaba el paso del río Escalda, tenía atemorizado a toda la zona y cobraba un peaje a todos los barcos que se atrevían a pasar por el río. Si alguien se negaba a pagarle el gigante les cortaba la mano arrojándola al río. Hasta que un buen día, apareció un centurión romano llamado Silvius Bravo, que cansado de tantos abusos e injusticias que provocaba el gigante, se negó a pagarle enfrentándose a él. El romano venció al gigante, le cortó su mano y la lanzó al río. Desde entonces la ciudad tomó el nombre de Antwerpen que significa "lanzar una mano".

Silvius Bravo lanzando la mano del gigante 

La actual Amberes fue fundada en el mismo lugar donde Silvius Bravo arrojó la mano del gigante y en su honor se erigió una impresionante escultura en Grote Markt (Plaza Mayor) donde veremos la figura del héroe romano en el momento que lanza la mano del gigante, simbolizando así el paso libre a través del río.

Grote Markt

Grote Markt es la plaza principal de Amberes y la más querida por sus habitantes. Rezuma encanto por todos los costados. En esta plaza con trazado irregular encontramos las típicas casas gremiales flamencas construidas entre los siglos XVI y XVII, coronadas por figuras doradas que hacen referencia al gremio al que pertenecían. Además en la plaza encontramos el precioso edificio renacentista que alberga el Ayuntamiento, en cuya fachada ondean todas las banderas de los países que forman la Unión Europea.

Casas gremiales 

Ayuntamiento

El encanto de la plaza y la belleza de sus casas hace que sea la más concurrida y bulliciosa de la ciudad. Encontraremos multitud de restaurantes y terrazas muy interesantes en las callejuelas que rodean la plaza donde degustar las especialidades típicas de la región. No dejéis de probar alguna de sus afamadas cervezas, los belgas presumen de fabricar la mejor cerveza del mundo.

Grote Markt

La mano del gigante es todo un símbolo de esta ciudad, recorriéndola os vais a encontrar que hay manos por todos lados. Las tiendas de chocolate elaboran bombones y galletas con forma de mano, además en la calle Meir una escultura de una mano enorme nos recordará su presencia, es el típico sitio donde todos quieren hacerse la foto. Hasta la cerveza local "De Koninck", por cierto excelente, también lleva el simbolito de la mano.



Amberes, gracias al río Escalda es reconocida internacionalmente por su comercio de mercancías, el segundo puerto de Europa que aún sigue conservando todo ese sabor de puerto antiguo, el mismo que Carlos I de España convirtiera en el principal centro comercial del mundo.

Río Escalda


                                                                                                                                                            Loli

4 comentarios :

  1. Me ha gustado leer la leyenda acerca del origen de la ciudad, la desconocía por completo. Lamentablemente en mi viaje a Bélgica la pasada primavera no tuve suficiente tiempo para acercarme a Amberes y disfrutar de su Plaza Mayor, sus calles, el ambiente en el barrio de los diamantes o su bonita estación de tren. Por otra parte, ya tengo excusa para volver. Un artículo muy interesante que nos deja con ganas de más.

    ResponderEliminar
  2. Muy bonito Amberes. Grote Markt es una plaza con mucho encanto, las casas de alrededor son como de cuento, con esas fachadas tan características de la zona. He estado varias veces en Antwerpen y siempre he repetido varias cosas, la compra de las "manitas" de chocolate y en galletas, son una delicia y las cajas en las que están envasadas son una monada; y lo que también hacemos es visitar el Rubenshuis, la casa-museo del pintor, con la audio-guía se hace un interesante recorrido sobre su vida y obra, y dentro en los jardines se disfruta de una paz que no tiene nada que ver con el bullicio y la animación de las calles de la ciudad.

    ResponderEliminar
  3. Amberes tiene mucho que descubrir, su centro histórico enamora nada más verlo. La famosa Grote Mark donde se encuentra la estatua de Bravo, arrojando la mano del gigante junto al edificio del ayuntamiento y las casas gremiales son uno de los rincones más atractivos y visitados de la ciudad. Aunque Amberes siempre queda rezagada al lado de otras ciudades como Brujas o Gante, particularmente me pareció un lugar interesante y me quedé con ganas de más.

    ResponderEliminar
  4. Una pena no poder conocer Amberes, pero nos faltaron días. Me ha gustado conocer la leyenda que nos cuentas, muy curiosa. La plaza es espectacular, me encanta esta arquitectura tan típica de las plazas en Bélgica. Otro lugar espectacular en un país con mucho historia y arte. Enhorabuena Loli por tu artículo Loli.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger... ""