jueves, 30 de marzo de 2017

La Torre de la Calahorra de Córdoba

Uno de los mayores placeres de visitar Córdoba es dejarse sorprender por sus bellos rincones y el entramado de sus calles. Una ciudad que ha sabido mantener ese sabor de antaño que tanto gusta descubrir y admirar. El casco antiguo esconde agradables sorpresas que no se deben dejar de visitar. Así que déjate llevar y durante tu paseo no tardarás en encontrar el Puente Romano. Echa una mirada al otro extremo y verás una torre cuyo origen se remonta a la época islámica.


Es la Torre de la Calahorra, antigua fortaleza musulmana a orillas del río Guadalquivir, destinada a proteger el puente, haciendo las veces de vigía, puerta y frontera además de ser el único acceso que cruzaba el río desde el sur.





Cuando te sitúes en el puente y lo cruces, al acercarte a la torre verás que es un edificio de apariencia austera. Sin embargo, su interior alberga un pequeño museo que lo hace especial: El Museo vivo de Al Andalus, un interesante lugar por el que suelen pasar los turistas sin detenerse.


No es muy grande y quizás por eso sea más impactante, así que aprovecha pues, para verlo. En su interior se exponen los avances científicos y tecnológicos de la época, así como el modo de vida de las gentes de Al- Andalus.



A través de un interesante recorrido por distintas salas, te encontrarás con cuatro sabios de la época: Averroes, Alfonso X (El Sabio), Ibn Arabi o Maimónides y podrás escuchar pasajes de sus obras y escritos. Además verás diverso instrumental quirúrgico así como material referente a la astronomía y cartografía.


También te gustará la exposición sobre la vida en palacio y la corte de los Omeyas o la de los lugares más concurridos de Córdoba en el siglo X. En otra sala verás espectaculares maquetas dedicadas al gran monumento de la Alhambra de Granada y a la gran Mezquita de Córdoba.






Al final de la visita solo te queda subir a lo alto de la torre desde donde podrás disfrutar de una vista espectacular de la ciudad de Córdoba y del río Guadalquivir.



                                                                                                                                                           Rafa

4 comentarios :

  1. Visitamos la torre y su museo una de las veces que hemos ido a Córdoba, aparcamos cerca y fue el primer sitio de interés al que llegamos.
    Resulta una buena introducción a la ciudad y su historia. Y desde luego las vistas desde lo alto merecen la pena.

    ResponderEliminar
  2. La primera vez que visité Córdoba el puente y la Torre se encontraban cerrados por obras pero volví hace unos años y me maravillé con el buen trabajo que habían realizado. La visita a la Torre de la Calahorra es un imprescindible en la ciudad y resulta también muy educativa para entender el pasado musulmán de Córdoba. Gran propuesta, Rafa.

    ResponderEliminar
  3. Un buen lugar para comenzar la visita a Córdoba. Es un museo pequeño pero muy interesante y digno de ver, además desde lo alto de la torre se tienen unas bonitas vistas del río y de la ciudad.
    No dejéis de visitarla.

    ResponderEliminar
  4. Visitar esta torre es educativo y muy interesante. Cruzar el puente romano y desembocar en este monumento es una maravilla que no hay que perderse en una visita a Córdoba. Las vistas desde lo alto son espectaculares, se ve la grandeza del Guadalquivir y todo el centro histórico de la ciudad. Gran artículo Rafa.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger... ""