miércoles, 14 de septiembre de 2011

Parador de la Granja

Ha sido un  regalo maravilloso de cumpleaños la estancia con spa incluido en este Parador, antigua Casa de los Infantes.
Este establecimiento inaugurado en 2007 ha conseguido una buena combinación de lo moderno con lo antiguo. La restauración del edificio y las soluciones que se dan a su especial arquitectura consigue una sensación de comodidad y relax que realmente te dejan satisfechos.
Es un edificio rectangular muy alargado que se distribuye en torno a tres patios. Al ser un edificio de estas características, han intentado con exito aprovechar al máximo todos los rincones. Un ejemplo es el que los desayunos se sirven en uno de los patios y en mi humilde opinión esto consigue muy buen efecto en los clientes.

Patio con estatua
Patio de los desayunos










Techo de uno de los patios


En cuanto a la habitación me ha resultado cómoda con una buena amplitud, pero quizá un poco fría. La decoración poco definida no ayuda a dar calidez a la habitación. La cama muy cómoda, la habitación bien insonorizada y un baño completo bastante bien resulto. Creo que en la habitación les ha faltado decisión de si ponerla muy moderna o dejarla más acorde con el edificio. Se nota la indecisión.
Estuvimos cenando en el restaurante y como casi siempre en paradores muy bien. Un gran servicio y una comida sabrosa, muy bien presentada, en definitiva más que gratificante. Un Matarromera crianza ayuda mucho, la verdad, aunque con él es como si otro comensal se sentara a la mesa. Una cena de cumpleaños  agradable con la mejor compañía posible, mi mujer, unirme a ella ha sido la mejor decisión de mi vida.
La cafetería me resulto grande y espaciosa, me encanta el regalo de la copa de bienvenida de la tarjeta amigos de paradores, es un buen presente para imbuirte en el clima de paradores.

La cafetería
Copichuela de bienvenida












El desayuno me encanto como siempre, todavía no ha habido parador en el que el desayuno no destaque, es una de sus señas de identidad junto a los edificios y a la tranquilidad
.
Mención especial al spa, que aunque tiene unas dimensiones ajustadas está muy bien resuelto. al principio quizás habia demasiada gente para mi gusto, pero al poco rato nos quedamos más tranquilos y lo disfrutamos mucho. Hay piscina exterior, pista de padel, simulador de golf, piscina para nadar contracorriente, todo ello en un edificio anexo muy bien hecho que consigue resolver perfectamente la falta de espacio exterior.


Zonas comunes















Zona exterior
Piscina exterior


































En definitiva un gran cumpleaños y un final de vacaciones excepcional. Gracias Susana, tu si que sabes lo que me gusta.




2 comentarios :

  1. Claro que Susana sabe lo que te gusta.
    A mi también me encanta La Granja y su parador.
    Un beso para los dos, Inma.

    ResponderEliminar
  2. Hola Pareja , me alegro que os gustara la Granja ,un abrazo de Aquitania.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger... ""